El nuevo Plan de Seguridad Vial de Lucena pretende mejorar la movilidad urbana y reducir el número de accidentes de tráfico

pleno lucena diciembre 2020 presupuestos 2021El Plan de Seguridad Vial de Lucena, aprobado en la última sesión plenaria con los votos a favor del PSOE, Ciudadanos, Vox e IU, y en contra del PP, contempla hasta medio centenar de actuaciones a implementar en los próximos cinco años con el objetivo último de mejorar la movilidad urbana de la ciudad y reducir el número de accidentes de tráfico. 
Para el concejal responsable de la Concejalía de Seguridad Ciudadana en el Ayuntamiento lucentino, José Pedro Moreno, este plan parte de un “diagnóstico pormenorizado que analiza la realidad vial del municipio en los últimos años” para convertirse “en una herramienta útil” para el desarrollo y la planificación de la seguridad vial conforme a los objetivos marcados tanto por la Estrategia de Seguridad Vial (2011-20) y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para 2030, principales marcos de actuación en esta materia. 
Las propuestas de actuación que se establecen en el Plan han de desarrollarse de manera progresiva en función de su oportunidad, debiendo llevarse a cabo por fases o actuaciones, temporalmente definidas, al objeto de generar sinergias entre ellas y no generar conflictos, según contempla el documento. Así, se definen medidas a corto plazo (a realizar antes de un año), medio (tres años como máximo) y largo plazo (antes de 5 años), mientras que un cuarto bloque queda integrado por actuaciones de desarrollo continuo.
Más allá de estos límites temporales, Moreno Víbora ha explicado que el plan nace con vocación de ser un documento “abierto, versátil y flexible”, que se puede “recibir nuevas propuestas y con una ejecución que responderá a las prioridades que se vayan marcando en cada momento desde la Oficina Municipal de Movilidad y la Comisión de Seguimiento del propio plan”, nuevos órganos que se crean simultáneamente a su puesta en marcha. 
En una primera etapa, el plan ofrece actuaciones de rebaje de acerados, acondicionamientos de pasos de peatones, cierre con hitos diferentes calles peatonales y creación de aparcamientos disuasorios en la zona del Paseo de Rojas, entre otras, así como propuestas, ya iniciadas, como la aplicación de un tratamiento antideslizante en glorietas, la colocación de doble banda reductora en el inicio de la carretera del Santuario y el acondicionamiento nominativo de estacionamientos reservados a personas de movilidad reducida. 
La redacción del Plan de Seguridad Vial se ha coordinado desde la Delegación de Seguridad Ciudadana con la participación de diferentes técnicos municipales liderados por el inspector de la Policía Local, José Pino.