104 comerciantes de Lucena hacen pública su indignación con el equipo de gobierno por permitir que siga funcionando el mercadillo de los domingos considerado ilegal por dos informes jurídicos y exigen al alcalde Pérez que proceda a cerrarlo

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 3
MaloBueno 

Esta tarde un grupo de  representantes del comercio de Lucena ha hecho entrega en el Registro del Ayuntamiento de un escrito respaldado por 104 firmas, cuya recogida ha coordinado el concejal Vicente Dalda, de otros tantos comerciantes lucentinos exigiendo al alcalde Juan Pérez que cierre de una vez el mercadillo de los domingos por ser ilegal.

El texto dice así: “Los comerciantes de Lucena abajo firmantes manifestamos nuestra indignación por la  pasividad del equipo de gobierno de la ciudad al permitir que se siga manteniendo el denominado “mercadillo privado de Los Polvillares” a pesar de los informes del Secretario General del Excelentísimo Ayuntamiento de Lucena y de la Secretaría de Comercio del Ministerio de Economía en los que se deja clara la ilegalidad del mismo.


Queremos por el presente escrito dejar constancia del grave perjuicio que están sufriendo nuestros negocios, que sí cumplen con toda la normativa vigente, por la falta de decisión del Sr. Alcalde en este asunto y solicitamos se proceda a poner fin a esta injusticia”.

Hacen referencia los comerciantes, en primer lugar, a un informe  fechado el 7 de mayo de 2018 de la Dirección General de Política Comercial y Competitividad, dependiente de la Secretaría de Estado de Comercio adscrita al Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, que certifica la ilegalidad del mercadillo de los domingos realizado en suelo privado, y por el cual ese mismo mes el edil Vicente Dalda, que llevaba desde 2015 denunciando la ilegalidad  de dicho mercadillo,  ya reclamó al alcalde Pérez el “inmediato cierre y suspensión de actividad del ilícito mercado dominical de venta ambulante”.

Posteriormente, el pasado mes de octubre, se conoció otro informe, firmado por el Secretario General del Ayuntamiento de Lucena, señalando que el acuerdo de la Gerencia de Urbanismo de 18 de diciembre de 2014 que autorizó el mercadillo de Los Polvillares infringía la normativa. A partir de este informe, el pleno municipal tendría que declarar la nulidad de aquel acto administrativo de hace cuatro años, previo dictamen del Consejo Consultivo de Andalucía, tras lo que el mercadillo debería cesar su actividad, si bien este trámite no se ha producido y el mercadillo sigue operando hasta la fecha.