Dalda no recurrirá por vía penal el archivo de su recurso por el caso de las contrataciones municipales de Feria del Valle pero no se pronuncia si lo hará por la vía administrativa que la Audiencia Provincial deja abierta

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 3
MaloBueno 
El concejal Vicente Dalda ha valorado esta mañana el auto desestimatorio del recurso que presentó ante la Audiencia Provincial de Córdoba por el archivo de la causa abierta en un juzgado de Lucena por presuntas irregularidades en las contrataciones de actuaciones musicales en la Feria del Valle de 2017.

La causa se abrió a raíz de la doble denuncia que Dalda presentó por presunta prevariación administrativa del equipo de gobierno del PSOE en dichos contratos, o por posible calumnia a autoridad pública por parte del PP, si esa presunta prevaricación resultaba falsa, al ser los populares los que hicieron públicas las supuestas irregularidades en el citado procedimiento de contratación efectuado por el Ayuntamiento.

Ahora, la Audiencia Provincial acuerda desestimar íntegramente el recurso de apelación de Dalda, confirmando así la resolución del juzgado de instrucción nº 1 de Lucena que archivó la causa de las contrataciones musicales.

Dalda señaló que, tras esta decisión de la Audiencia Provincial, no emprenderá más acciones legales por la vía penal, pero no quiso pronunciarse a preguntas de los medios de comunicación sí optará por la vía administrativa. De hecho, el auto desestimatorio de la Audiencia Provincial abre la puerta a dicha vía administrativa, pues afirma que “se pudieron cometer irregularidades, que según constan fueran subsanadas, y hasta pudieron o pueden hipotéticamente observarse otras que pueden ser objeto de impugnación en la Jurisdicción correspondiente; pero es evidente que no puede usarse el derecho penal, ámbito en el que nos encontramos, para dilucidar cuestiones que, reiteramos, en modo alguno tienen la gravedad y la relevancia que el tipo y la doctrina jurisprudencial exigen”.

El auto también concluye que “en base a todo lo expuesto, y puesto que es evidente dado que nos encontramos ante un sobreseimiento provisional, que pueden reabrirse las actuaciones cuando existan nuevos indicios de la comisión de delito; por ahora los hechos no son constitutivos de delito, y por tanto la conclusión no puede ser otra que la de considerar que efectivamente debe confirmarse la resolución combatida y desestimarse el recurso interpuesto”.

Dalda precisó que se alegra de que el alcalde Juan Pérez y la concejala de Fiestas María del Mar Morales no hayan cometido delito penal, pero añade que sí ha quedado probado “que hubo fraccionamiento de los contratos” y que hay sentencias de otros tribunales que consideran esta práctica una prevariación pues se comete para evitar dar publicidad a los contratos públicos.

Vicente Dalda comentó también que no se le han impuesto costas y que no acudió a los tribunales temerariamente, sino en el estricto cumplimiento de su obligación de concejal de poner en conocimiento de la Justicia posibles irregularidades o delitos que conociese. En este caso, recordó, denunció “unos hechos calificados de delito por el portavoz  del Partido Popular para que la autoridad judicial determinara si el equipo de gobierno del PSOE había cometido un delito de prevariación administrativa o si el PP había calumniado a los socialistas”.

En cuanto a las diligencias llevadas a cabo por el juzgado lucentino tras esta denuncia, Dalda indicó que la juez no citó al portavoz del Partido Popular y que, si consideró que no había prevaricación, debería haber procedido contra el PP, a juicio de Dalda y de sus abogados.

Dalda criticó además esta mañana que la fiscal no tomara parte en el proceso abierto a raíz de su denuncia, “ni pidiera diligencias ni nada”, limitándose a solicitar el archivo de la causa. Esa fiscal, agregó Dalda, recibirá esta semana, con motivo del 23 de abril, festividad de San Jorge, patrón de la Policía Local de Lucena, la medalla de dicho cuerpo policial. “No quiero vincular” esta distinción con el caso judicial, dijo Vicente Dalda, pero “que cada cual saque sus conclusiones”.

Dalda habló también de la denuncia que presentó hace tiempo ante la Fiscalía Anticorrupción por presunta financiación ilegal de campañas del PSOE en comicios municipales, que resultó archivada porque esta Fiscalía no apreció indicios de delito penal, pero sí detectó indicios que corresponde evaluar al Tribunal de Cuentas. Dalda confía en que la Fiscalía Anticorrupción haya dado traslado de esos indicios al Tribunal de Cuentas.

Y en otra denuncia que Dalda presentó por la presunta ilegalidad del mercadillo de los domingos, la Justicia no encontró indicios penales pero sí de otro tipo, lo que ha obligado al alcalde Pérez a iniciar un expediente para anular la autorización que en su día dio a este mercadillo, aunque Pérez ha dejado que este expediente caduque y ha abierto otro.

Por último, Vicente Dalda afirmó que “no me importa la posibilidad de perder en la lucha por lo que creo justo” y mientras siga siendo concejal continuará con su línea de trabajo de dar a conocer las irregularidades de las que tenga conocimiento y trabajar y luchar por lo que considera justo para Lucena.