Dalda critica al PP por la incertidumbre que ha creado sobre el Servicio de Ayuda a Domicilio adjudicado a Ineprodes y se ofrece a usuarios y trabajadores para velar por su adecuada prestación

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 2
MaloBueno 

El concejal no adscrito Vicente Dalda ha informado esta mañana acerca del resultado de la propuesta del Partido Popular que, en el pleno de enero, aprobó el Ayuntamiento con los votos favorables también del PSOE, IU y Ciudadanos, consistente en instar a la empresa Ineprodes, que acaba de obtener la adjudicación del Servicio de Ayuda a Domicilio, a detallar por escrito cómo piensa llevar a cabo las mejoras que ofertó respecto al pliego de condiciones, así como su coste.


Ineprodes debería haber realizado estas precisiones en el proceso de licitación del que resultó ganadora, pero no lo hizo ni la Mesa de Contratación que le adjudicó el contrato se lo exigió. La propuesta popular establecía un plazo de cinco días para que Ineprodes respondiese, garantizándole el Consistorio guardar la confidencialidad de los datos que ofreciese.

Sin embargo, Ineprodes ha contestado que, ateniéndose al pliego de condiciones que en su día aprobó la Corporación municipal, no tiene ninguna obligación de facilitar dichos datos, ratifica sus ofertas de mejora y garantiza el cumplimiento del contrato en los términos en los que le ha sido adjudicado fijados en el pliego.
El próximo miércoles 1 de marzo, en sesión extraordinaria, se reunirán primero la Comisión Informativa Municipal de Bienestar Social y luego la Comisión Informativa Municipal de Hacienda y Desarrollo Local, que valorarán el escrito de Ineprodes y aprobarán definitivamente la adjudicación.

Vicente Dalda señaló que la responsabilidad de aprobar el pliego de condiciones con el que Ineprodes obtuvo la adjudicación del Servicio de Ayuda a Domicilio corresponde a los 21 concejales del pleno de Lucena. Asimismo, Dalda criticó al PP por la incertidumbre y preocupación que los populares han causado a los usuarios del servicio y a la plantilla de trabajadores al poner en duda la capacidad de Ineprodes para cumplir el contrato.

Por otra parte, con el retraso en la tramitación burocrática del contrato motivado por la propuesta del PP, se ha tenido que prorrogar un mes más el contrato a la anterior adjudicataria Clece hasta que Ineprodes pueda comenzar a prestar el servicio.

El edil Vicente Dalda anunció también que se pone a disposición de los usuarios del Servicio de Ayuda a Domicilio y de los trabajadores que lo prestan (contratados por Clece y que pasarán subrogados a Ineprodes) para tranquilizarlos, garantizar el cumplimiento del convenio colectivo y velar por la adecuada prestación del servicio.

Dalda reiteró la propuesta que formuló en la sesión plenaria de enero, de que el dinero que ha sobrado como excedente de la licitación gracias a dichas mejoras ofrecidas por la empresa ganadora, se dedique a contratar a dos o tres trabajadores sociales que supervisen el cumplimiento del contrato.