Proyecto común para un nuevo mundo, por Julia Hueso Egea, delegada de Manos Unidas en Lucena

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 

“Los derechos humanos se violan (…) por condiciones de extrema pobreza y estructuras económicas injustas, que originan las grandes                            desigualdades”. Papa Francisco.

El objetivo del proyecto encomendado por Manos Unidas a la delegación de Lucena este 2014 es la inserción profesional de un grupo de jóvenes a través de la formación y los fondos rotativos, esto es, microcréditos que van devolviéndose a medida que vayan obteniéndose beneficios, devolución que se utiliza para otros nuevos talleres.

En la diócesis de Nkongsamba, en la zona occidental de Camerún, África central, se llevará a cabo este proyecto de Manos Unidas, 2014, en una zona rural donde el 85% de su población ha visto descender sus ingresos, debido a la caída de los precios de sus cosechas; por lo que las familias no tienen medios suficientes para financiar la formación de sus hijos, lo que conduce finalmente a la falta de capacitación y el desempleo.
    

Para paliar esta situación, y ante la demanda de ayuda por parte de la población, la oficina de desarrollo de la diócesis (CODASC) organiza programas para mejorar el rendimiento de la agricultura y para apoyar a los jóvenes en desempleo. Aquí es donde nuestro proyecto va a aportar ayuda para formar a los jóvenes en talleres profesionales y centro de formación para aprender un oficios.
    

Una vez terminada su formación, se les ayuda a colocarse, o bien reciben microcréditos para establecer su propia empresa o para desarrollar iniciativas de mejora en la producción. Este programa involucra también a las familias, que muchas veces tienden a desentenderse de los jóvenes cuando llegan a la mayoría de edad.

El proyecto que ahora se nos encomienda constituye la segunda fase de uno ya realizado por Manos Unidas y cuyos resultados positivos se han podido confirmar tras un encuentro con los participantes y la visita a algunas de las empresas por ellos montadas.   

Se prevé que el número de alumnos esté en torno de los cuarenta, jóvenes de ambos sexos. Los beneficiarios se comprometen a participar con su trabajo y a devolver las ayudas prestadas, tanto en su vertiente económica como en la formación a otros jóvenes, que están a la espera de recibir el correspondiente aprendizaje que el proyecto de Manos Unidas, 2014, les proporcionará. De esta manera, la continuidad está asegurada.

Constatamos que el 40% de las personas a quienes va dirigido este proyecto son mujeres sin empleo, con buena disposición para aprender un oficio y trabajar seriamente, para no tener que emigrar a las grandes urbes, donde su destino sería incierto. Ellas son las que más dificultad tienen para encontrar empleo y recibir microcréditos.
 

Por otra parte, contamos con la colaboración de los pequeños empresarios que tienen la disposición para acoger por un tiempo a jóvenes ya formados con el objeto de que trabajen como aprendices. Todo ello contribuirá a frenar la emigración de jovenes a Duala, capital económica de Camerún, por falta de porvenir en la región de Nkongsamba.
 

Nos han remitido fotografías de lo ya realizado en la primera fase de este proyecto y carta de agradecimiento por ayudarles a mejorar las condiciones socio-profesionales de los jóvenes de la diócesis, que de esta manera han encontrado para su futuro una vía de esperanza.
 

Somos conscientes de la época de crisis que nos ha tocado vivir en nuestra ciudad, por tanto este año pedimos un especial esfuerzo para completar este aleccionador proyecto, en el que, con la generosidad de todos, podamos dar salida a jóvenes, que, como los nuestros, tienen graves dificultades al acceso laboral, dándonos ejemplo de cómo con pocos medios y mucha entrega y entusiasmo, unida la comunidad, impulsamos puestos de trabajo para mejorar individualmente y  al mismo tiempo conseguir beneficiar a toda la sociedad.
    

Más que nunca necesitamos vuestra colaboración, tanto económica como personal (voluntariado), para conseguir los 27.087 euros que se requiere a Lucena para este proyecto en Camerún. Podéis participar económicamente ingresando vuestro donativo en la cuenta de CajaSur-BBK,  0237 6028 00 9150504489. No olvidéis indicar el concepto “Proyecto Lucena”. Para vuestra colaboración personal como voluntarias/os, podéis contactar con Manos Unidas a través del teléfono 637 40 44 35. Vale la pena participar en este noble proyecto, porque, como dice Platón, “Buscando el bien de nuestros semejantes, encontraremos el nuestro”.   

ACTIVIDADES DE SENSIBILIZACIÓN Y RECAUDACIÓN

Segunda semana de febrero
•    Visita (según disponibilidad) de un/a misionero/a a las iglesias durante la celebración eucarística y a los distintos centros educativos.
•    Colocación de carteles en los canceles de los templos y en otros lugares de la ciudad por parte de voluntarios de Manos Unidas.
•    Colocación de pancartas anunciadoras de la campaña en El Coso y en la Avenida del Parque.

7 de febrero, viernes (Día del Ayuno Voluntario)
•    18:15 horas. Plaza Nueva. Lectura del Manifiesto.
•    19 horas. Iglesia Parroquial de Ntra. Sra. del Carmen. Misa.
•    20 horas. Colegio de Ntra. Sra. del Carmen. Presentación del proyecto.
•    20:30 horas. Colegio de Ntra. Sra. del Carmen. Cena Solidaria.

8 y 9 de febrero (sábado y domingo)
•    colecta en las eucaristías de los distintos templos de la localidad.
    
15 de marzo, sábado
•    Durante la mañana. Cuestación y venta de artículos por las calles y plazas de la ciudad.

El objetivo es importante y nuestro trabajo, necesario. Pasa este mensaje a cuantos pueda interesar y COLABORA COMO VOLUNTARIO/A.