La tormenta afecta principalmente al Puente de Cabra, La Viñuela, Las Peñuelas, Las Fontanillas y Puente Vadillo

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 2
MaloBueno 

Lucena ha resistido bien la tormenta de ayer que, dentro de lo que cabe, no ha tenido las consecuencias de tormentas anteriores, según ha explicado hoy el concejal de Obras, José Cantizani Bujalance. No obstante, las zonas más afectadas por las fuertes lluvias de ayer fueron Las Peñuelas, el polígono de la Viñuela, el Puente de Cabra, Puente Vadillo y Las Fontanillas.

Cantizani  dijo que el cauce del Maquedano estaba limplio, tanto en su presa alta como en la baja, y también se encontraban despejados los ojos de los puentes de los arroyos Agua Nevada y Las Tranqueras, lo que ha evitado daños mayores.

La tormenta incrementó de manera “tremenda” el caudal del Río Lucena, pese a tratarse en realidad de la cola de la tormenta cuya descarga más intensa no afectó a nuestro municipio, señaló el concejal, y provocó que las aguas anegaran Las Peñuelas, el polígono de la Viñuela, Las Fontanillas, la carretera de Málaga -donde se restableció el tráfico a primera hora de hoy- y se produjeran los desbordamientos del Puente de Cabra y del Puente Vadillo. Sobre éste último, de nueva construcción, Cantizani aseguró que el Ayuntamiento de Lucena pedirá a la dirección de obra que se replantee esta infraestructura.

En cuanto al Puente de Córdoba, se vio embalsado por una rejilla obturada que tuvo que ser desatascada para restablecer el tráfico.

El casco urbano de Lucena se embarró en algunos puntos, con inundaciones en varios sótanos. El agua entró también en algunas naves industriales aunque sin mayores consecuencias e hizo saltar muchas tapas de alcantarillas en múltiples lugares de la ciudad.

Además, en el Puente de Cabra, hubo que rescatar a los ocupantes de tres vehículos, al igual que a otro conductor en la curva de los pisos de la Virgen de Araceli y a un matrimonio mayor aislado en su vivienda en La Torca.

En los aparcamientos de la Plaza Nueva no ha entrado agua de la calle, pero sí entró agua procedente de los sótanos del Ayuntamiento debido a inodoro obstruido. Personal de Serviman y de la delegación municipal de Parques y Jardines, así como maquinaria y trabajadores de la mancomunidad de la Subbética están procediendo a limpiar todas las zonas afectadas.