El Lucena CF se siente desamparado por la ciudad, hace balance de su difícil situación económica e invita a los lucentinos a reflexionar sobre si quieren “verdaderamente” tener un club en Segunda B

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 2
MaloBueno 

El Lucena CF ha hecho público un comunicado en el que desmiente que el director general y deportivo del club haya abandonado su puesto y en donde expresa las estrecheces económicas que sufre la entidad ante el fracaso en la venta de abonos, la drástica reducción de los patrocinios y la pobre recaudación en taquilla

El comunicado del Lucena CF dice así:


“La junta directiva del Lucena C.F. quiere realizar este comunicado con el objetivo de informar a su entorno,  abonados, seguidores y opinión pública en general de la situación real del club al día de la fecha. Por otro lado queremos manifestar nuestra disconformidad con distintas informaciones y especulaciones aparecidas en diversos medios de comunicación, algunas de las cuales consideramos que pueden desestabilizar el club.

PRIMERO. SITUACIÓN ECONÓMICA. – En el momento de planificar la temporada 2009/10 el presidente, junta directiva y el director general hicieron los cálculos necesarios para conseguir rebajar el coste de la plantilla en cerca de 350.000 euros, objetivo que se consiguió. Lo que quiere decir que a pesar de la rebaja se tuvo que competir con algunos de nuestros futbolistas en la actualidad.

Con reducción de la plantilla y de gastos de todo tipo (desplazamientos, material deportivo y alquileres de vivienda etc.) se ha rebajado el 40%, siendo el más bajo de las tres temporadas en las que se ha militado en Segunda B.

Sin embargo, la importante desviación negativa se debe  a tres aspectos:

1º)  La bajísima cifra final de abonados conseguida en este ejercicio. La más baja, tal vez, de la última década, con un número inferior a 500 socios (436 para más señas), sobre unas previsiones más optimistas de unos 850 abonados.

2º) Ante el reducido número de abonados centrábamos nuestras esperanzas en las taquillas por partido, un capítulo que arroja unos números aún peores con taquillas que apenas dan para cubrir los gastos  en 2.950 euros por partido  (1.400 de arbitraje, 850 de seguridad, Cruz Roja, cartelería y entradas de papelería).

3º) La pérdida de más de 60.000 euros en un único patrocinador (Cajasol) que de los 83.000 euros del pasado curso (IVA incluido) hemos pasado a 25.000 que nos han aceptado. Del mismo modo, sobre una previsión de ingresos coherente en sus inicios se ha dejado notar la reducción de subvenciones que han bajado el 75 % y  patrocinadores, entre los que se incluyen diversos organismos oficiales y otro tipo de convenios localizados en Córdoba capital que se han reducido igualmente en casi un 60%.

4º) La pérdida de numerosos patrocinadores locales que, acuciados por los problemas de la crisis, no han podido mantener el patrocinio o bien han rebajado en un 70 % el importe del mismo. Y cartelera ya puesta que se esta quitando por no poderse pagar…

Esta junta directiva comprende la crisis a la que se están enfrentando todas las empresas que están colaborando con el club y, sabedores de ello, queremos agradecer el enorme esfuerzo que los empresarios de Lucena están realizando. Debido a la situación comentada anteriormente, las empresas realizan el abono de la publicidad en varios plazos, forma de pago que nos condiciona a la hora de abonar las mensualidades de los jugadores. Y gracias a que los empresarios están dando estos pagos se pueden ir dando entregas a cuenta a los jugadores.

SEGUNDO. SITUACIÓN DEPORTIVA EN RELACION A LA SITUACIÓN ECONÓMICA.- El plano deportivo resulta difícil desvincularlo de las influencias que supone el apartado económico, aun así, desde la junta directiva siempre hemos intentado ser claros tanto con jugadores, personal deportivo y personal no deportivo del club. De hecho el presidente, secretario, la junta  directiva y el director general y deportivo tuvieron una reunión el  pasado día 18 de Noviembre con los capitanes, el entrenador y parte de la plantilla,  precisamente para informarles de las previsiones económicas y, sobre todo, para que fueran conscientes de las dificultades venideras y de la realidad del club.

En dicha reunión se les explicó la razón del retraso en las mensualidades y el porqué se había tomado la determinación de, al menos, abonar la mitad del sueldo, ya que entendemos que ni los jugadores ni el personal del club  pueden esperar a que recibamos los ingresos tanto de las empresas como de los organismos públicos para poder recibir sus emolumentos. Aclarado esto, queremos destacar la profesionalidad de toda la plantilla en estos momentos tan difíciles. En todo momento se ha pretendido no ocultar absolutamente nada a la plantilla y, una vez expuesta la situación, se les ofreció la posibilidad de abandonar la disciplina del club a los jugadores, muy a nuestro pesar. Los jugadores son, por tanto, plenamente conscientes de las tremendas dificultades con las que esta junta directiva está luchando para poder cumplir con los compromisos adquiridos y ante los que, en ocasiones, nos sentimos desamparados por la ciudad de Lucena, que no por nuestra afición.

Desde la junta directiva  animamos a todos a hacer una reflexión sobre si Lucena quiere verdaderamente un club de futbol en Segunda División, ya que es muy difícil hacer que una entidad deportiva como ésta subsista en esta categoría con un respaldo popular que no llega ni siquiera al 0,5 % de la población en socios abonados. No obstante, desde el club la respuesta ante estas circunstancias ha sido rápida y se han emprendido una serie de medidas desde el trabajo y la imaginación para generar ingresos como pueden ser las rifas durante el descanso de partidos, el sorteo de un coche o una lona de publicidad de bajo coste para que la pequeña y mediana empresa e incluso particulares puedan colaborar con cantidades simbólicas como 50 euros.

Por otro lado, desmentir públicamente que ningún grupo inversor se haya puesto en contacto ni con el presidente ni con ningún miembro de la directiva y  desmentir también que nuestro director general  y deportivo haya abandonado nuestro club. Durante algunos días se ha ausentado de su puesto de trabajo, que no de la actividad diaria, porque se encuentra recuperándose y de baja por prescripción médica.

Por último, queremos informar al pueblo de Lucena y a los fieles seguidores que siguen apoyándonos en cada partido, que la junta directiva del Lucena C.F. se compromete a continuar con la gestión del equipo milite en la categoría que milite, ya sea en 2ª División, en 3ª División o en 1ª Andaluza, donde nos dé el presupuesto que Lucena quiera apoyar, el compromiso por nuestra parte es inquebrantable en agradecimiento a los aficionados que pese a las dificultades han estado con el equipo.

                                                 Lucena  14 de Diciembre 2009

 

Gracias.
    

Fdo. LA JUNTA DIRECTIVA”